SIMULACIÓN MÉDICA ELEVA CALIDAD EN LA FORMACIÓN DE ESPECIALISTAS EN SALUD

Es una técnica que fortalece la educación médica y contribuye a que los estudiantes sean competentes

En México, existen centros de entrenamiento robótico que permiten a los estudiantes de medicina la resolución de problemas que pueden enfrentar en su vida cotidiana como médicos, sin necesidad de tener que practicar con pacientes.

Estos centros de simulación en educación médica disminuyen el tiempo de intervención para la solución de determinada complicación que se le pueda presentar al médico al atender a un paciente.

Asimismo, le brinda la oportunidad de la práctica constante de destrezas psicomotrices mientras se familiariza con instrumentos y equipos, además de facilitarle el reconocimiento de problemas y tomar decisiones en casos poco frecuentes.

En entrevista, Juan Pablo Pantoja, cirujano endocrino del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán”, detalló que la simulación en educación médica es una técnica novedosa  en donde  el desarrollo de mecanismos tecnológicos permite la formación de médicos competentes.

Después de participar en el Primer Congreso Internacional de Simulación en Educación Médica, que se lleva a cabo en el marco del II Congreso Internacional de Educación Médica y la LIII Reunión Nacional de la Asociación Mexicana de Facultades y Escuelas de Medicina, en Cancún, Quintana Roo, señaló que nuestro país cuenta con centros de simulación en algunos hospitales públicos y privados, así como en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

A pesar de ser una técnica efectiva, no sustituyen la experiencia y capacidad clínica, ni el aprendizaje con los pacientes, sobre todo en cuanto a la detección de signos y síntomas de las enfermedades.

La técnica de simulación médica se utiliza sobre todo, para que sepan enfrentar situaciones críticas como las que se presentan en las áreas de urgencias, así como en un procedimiento quirúrgico complejo, que no se puede practicar en una intervención real.

En su intervención, Adalberto Anaya Afanador, director del Centro de Simulación Clínica de la Pontificia Universidad Javeriana en Bogotá, Colombia, señaló que en la simulación clínica se utilizan maniquíes que cuentan con signos vitales y simulan la enfermedad, aunque una de las principales desventajas es la carencia del contacto emotivo que tiene el médico con el paciente.

Deja un comentario

Archivado bajo Salud

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s